Coronavirus en México: Suspenden “la noche que nadie duerme” en honor a la Virgen María

CIUDAD DE MÉXICO, 05 Jun. 20 (ACI Prensa).-
Mons. Julio Salcedo Aquino, Obispo de Tlaxcala (México), anunció recientemente que este año no se celebrará “la noche que nadie duerme”, celebración en honor la Virgen de la Caridad,  debido a la pandemia de coronavirus COVID-19.

En un comunicado publicado el 3 de junio, Mons. Salcedo Aquino señaló que “siguiendo las indicaciones de prevención de las autoridades correspondientes, les comunico que la ‘Fiesta de la Virgen de la Caridad’ del próximo mes de agosto no se realizará, como cada año”.

𝗖𝗼𝗺𝘂𝗻𝗶𝗰𝗮𝗱𝗼
Este año, la imagen de Ntra Sra de la Caridad no pasará por las calles de la ciudad, a través del arte efímero de alfombras multicolores, sino que, a través de nuestras obras de misericordia… continua leyendo👇 pic.twitter.com/3IZzoT05DF

— @dioctlaxcala (@dioctlaxcala) June 4, 2020

Cada año, en la noche del 14 de agosto, los fieles de la localidad de Huamantla, en la Diócesis de Tlaxcala, celebran la Fiesta de la Virgen de la Caridad con una procesión que dura toda la noche, con alfombras florales colocadas en todo el recorrido.

La tradicional procesión es acompañada de música, cantos y oración.

De acuerdo al Gobierno de México se han confirmado en todo el país 105.680 casos de COVID-19, sumando 12.545 muertes.

En el estado de Tlaxcala se han confirmado 1.206 casos de COVID-19, sumando 165 muertes.

Mons. Salcedo Aquino destacó que “desde hace casi un mes nuestra Diócesis tomó medidas preventivas ante la pandemia que nos aqueja”, pero señaló que “las autoridades sanitarias nos reportan que estamos en un momento crítico, pues los contagios y fallecimientos han aumentado”.

“Esta realidad nos lleva a realizar un prudente discernimiento pastoral, cuyo objetivo es salvaguardar lo más preciado que tenemos, es decir, la vida y la salud del pueblo de Dios”, señaló, lo que está “por encima de otros valores o de nuestras tradiciones”.

Para el Obispo de Tlaxcala, “la fiesta de este año es un llamado a la caridad”.

“La imagen de Nuestra Señora no pasará por las calles de la ciudad, a través del arte efímero de alfombras multicolores, sino que a través de nuestras obras de misericordia, alfombras multicolores de caridad, visitará las casas de las familias, sobre todo de los más necesitados”, señaló.

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.