Iglesia en México: Asesinato de niña de 7 años muestra nivel de degradación en el país

CIUDAD DE MÉXICO, 17 Feb. 20 (ACI Prensa).-
Mons. Alfonso Miranda Guardiola, secretario general de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), expresó la condena y dolor de los obispos por el asesinato de Fátima, una niña de 7 años secuestrada días atrás.

El cadáver de Fátima fue encontrado el 16 de febrero por las autoridades al sur de Ciudad de México, en la Alcaldía de Tláhuac, dentro de una bolsa de plástico.

En conferencia de prensa este 17 de febrero, Ulises Lara, vocero de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México, indicó que “los estudios de genética arrojaron correspondencia entre los restos de la menor localizada y la denunciante, madre de la pequeña Fátima, cuya desaparición se registró el pasado 11 de febrero”.

Un video difundido por las autoridades muestra a una mujer desconocida recogiendo de la escuela a la pequeña Fátima. La Fiscalía ha ofrecido una recompensa de dos millones de pesos (alrededor de 107 mil dólares) para quienes tengan información sobre los responsables del secuestro.

En un mensaje publicado en su cuenta de Twitter, Mons. Mirada Guardiola señaló que “condenamos y lamentamos profundamente el asesinato de la niña Fátima, signo del nivel de degradación al que hemos bajado como sociedad”.

Condenamos y lamentamos profundamente el asesinato de la niña Fátima, signo del nivel de degradación al que hemos bajado como sociedad. Nos unimos al dolor de su familia con nuestra oración. No nos demos por vencidos en la reconstrucción del tejido personal y social.

— Alfonso Miranda (@monsalfonso) February 17, 2020

“Nos unimos al dolor de su familia con nuestra oración. No nos demos por vencidos en la reconstrucción del tejido personal y social”, expresó.

Exigen a López Obrador y políticos proteger la vida de los mexicanos

Por su parte, María Denisse Santos, vocera de la plataforma mexicana Jóvenes Provida, lamentó que en “estas últimas semanas hemos sido testigos de crímenes atroces, y de la indiferencia de nuestros representantes políticos”.

Dijo que los políticos mexicanos “deberían de promover la construcción de una estructura jurídica institucional que garantice el derecho a la vida y esto empieza con una legislación que proteja la vida, y políticas públicas que materialicen la salvaguarda y la promoción de la dignidad humana durante todo el ciclo de vida de las personas”.

Sin embargo, lamentó, “están más preocupados por promover leyes que favorecen sus intereses”.

Santos recordó el asesinato de Ingrid Escamilla, de 25 años, y criticó que su caso “fue usado en el Senado para promover leyes a favor del aborto. Y el resultado de eso es que la violencia continúa, siguen asesinando diariamente a personas inocentes”.

Para la vocera de Jóvenes Provida, “el día que todos sepan valorar la vida de cada ser humano sin importar las diferencias, México habrá encontrado la paz. Y eso empieza con la generación de leyes que garanticen el derecho a la vida, y la aplicación de las mismas”.

“El día de hoy no solo es una familia, son miles quienes han perdido a una hija, un hijo, un padre o una madre. Hoy la pequeña Fátima representa a todos ellos, y su voz será escuchada”, dijo.

María Denisse Santos hizo un llamado al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, a las autoridades de su Gobierno y a los legisladores mexicanos, y dijo que “es el momento de actuar, de cumplir con lo prometido, de aplicar el Estado de Derecho, ya basta de distractores, de buscar sus propios intereses e imponer ideologías”.

“México está muriendo con cada mujer, hombre, niña y niño asesinado, desde el útero hasta la vejez. Cada vida es valiosa, única e irremplazable, cumplan con su deber y protejan esas vidas”, exigió.“Que no vuelva a suceder”

Por su parte, el director de ConParticipación, Marcial Padilla, dijo a ACI Prensa que lamentablemente algunos grupos, como colectivos feministas, quieren usar el caso del asesinato de la pequeña Fátima “para su propia bandera”.

“Algunos grupos feministas radicales hablan del asesinato de Fátima como de un feminicidio. Pero al darse cuenta de que fue una mujer quien la secuestró quizás ya no quieran levantar esa bandera”, dijo.

“Por otra parte, vemos a otros que lo desvían hacia temas políticos o partidistas”, criticó.

Para Padilla, el asesinato de Fátima “nos tiene que indignar a todos y a todos nos tiene que comprometer. Tenemos que poner los medios para que no vuelva a suceder”.

“Tenemos que hacer lo necesario para que haya seguridad, para proteger a los niños, para robustecer a las familias, para que los padres de familia puedan sentirse tranquilos cuando sus hijos vayan a la escuela”, señaló.

“Que no vuelva a suceder”

Por su parte, el director de ConParticipación, Marcial Padilla, dijo a ACI Prensa que lamentablemente algunos grupos, como colectivos feministas, quieren usar el caso del asesinato de la pequeña Fátima “para su propia bandera”.

“Algunos grupos feministas radicales hablan del asesinato de Fátima como de un feminicidio. Pero al darse cuenta de que fue una mujer quien la secuestró quizás ya no quieran levantar esa bandera”, dijo.

“Por otra parte, vemos a otros que lo desvían hacia temas políticos o partidistas”, criticó.

Para Padilla, el asesinato de Fátima “nos tiene que indignar a todos y a todos nos tiene que comprometer. Tenemos que poner los medios para que no vuelva a suceder”.

“Tenemos que hacer lo necesario para que haya seguridad, para proteger a los niños, para robustecer a las familias, para que los padres de familia puedan sentirse tranquilos cuando sus hijos vayan a la escuela”, señaló.

De acuerdo a cifras oficiales del Gobierno de México, hasta el 16 de febrero de este año se registraron 3.668 homicidios dolosos en el país.

En 2019, el primer año del Gobierno de López Obrador se registraron 35.588 homicidios, la cifra más alta en la historia del país.

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.