Colapsa torre y fachada de histórica iglesia tras fuertes lluvias en Río de Janeiro

Rio de Janeiro, 14 Feb. 20 (ACI Prensa).-
La torre del reloj y parte de la fachada de una histórica parroquia en Río de Janeiro colapsaron la noche del jueves 13 de febrero, como consecuencia de las fuertes lluvias que azotan a la región y a otros estados de Brasil como Espíritu Santo y Minas Gerais.

Se informó que durante los derrumbes en la parroquia de São Sebastião, ubicada en el municipio Varre-Sai, no había nadie al interior, por lo que no se registraron víctimas.

En una nota publicada en la página de Facebook del templo de casi cien años de antigüedad, el párroco, P. Rogério Cabral, señaló que la fachada “ya estaba deteriorada por el tiempo y necesitaba ser reparada”, y que “no podía soportar las tormentas que caen sobre nuestra región”.

Según el sacerdote, “gracias a Dios, no había nadie allí y nadie resultó herido”.

 

Rezemos pelos nossos irmãos em Varre-Sai (RJ). Fotos: Isabela Louvain Fabri Moraes pic.twitter.com/re1rMpSOrH

— ACI Digital (@acidigital) February 14, 2020

 

“Es hora de unir fuerzas porque la Iglesia de Cristo, en la que todos somos bautizados, ahora más que nunca, asumir la tarea de reconstrucción de la iglesia matriz, que es la expresión de nuestro amor eclesial en esta ciudad”, agregó. Luego, llamó a “todos a rezar e implorar la misericordia de Dios”.

A su vez, la Diócesis de Campos, a la que pertenece la parroquia de Varre-Sai, informó que el área fue pronto aislada por equipos de bomberos y defensa civil.

El Obispo local, Mons. Roberto Ferrería Paz, afirmó que se unirá “en oración a todos los fieles en la ciudad de Varre-Sai, donde juntos reconstruiremos la Iglesia Madre de São Sebastião”.

Según la Diócesis de Campos, en diciembre del año pasado, se presentó un proyecto de renovación, expansión y decoración del templo, pero no comenzaron las obras porque el documento de autorización de las agencias ambientales aún no se había publicado.

“La Iglesia matriz es la única en la diócesis construida en un área de preservación privada, perteneciente a la propia parroquia, por lo tanto, necesita autorización ambiental, que aún no se había llevado a cabo, incluso frente a todos los documentos ya presentados”, informa la nota, reforzando que “la Diócesis de Campos sigue el proceso de reforma y reconstrucción de la Iglesia”.

Además, señala que, después de este colapso, “los fieles del municipio no perderán asistencia (a la iglesia)”, porque “todas las celebraciones fueron transferidas a la sede central de Santa Filomena, que fue recientemente renovada por el párroco P. Rogério Cabral Caetano”.

Traducido y adaptado por Diego López Marina. Publicado originalmente en ACI Digital.

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.