Hallan miles de restos fetales en casa de médico abortista

REDACCIÓN CENTRAL, 15 Sep. 19 (ACI Prensa).-
La policía del condado de Will en el estado de Illinois halló 2.246 restos fetales conservados médicamente en la casa del doctor Ulrich Klopfer, que se dedicaba a hacer abortos y que falleció el pasado 3 de septiembre.

Klopfer se dedicaba a hacer abortos en la localildad de South Bend, en el estado de Indiana (Estados Unidos), pero su mudó al condado de Will luego de que su licencia médica le fuera suspendida en 2015 tras una serie de graves faltas médicas.

Tras su fallecimiento la familia fue a su casa para recoger sus pertenencias y encontró 2.246 restos fetales, hallazgo que fue confirmado por la policía local que indicó que “no hay evidencia médica de que se haya realizado procedimientos médicos en el lugar”.

La familia actualmente colabora con las investigaciones que realiza la policía respecto a los restos fetales.

Al respecto, indica el sitio web de noticias WNDU, la congresista republicana Jacki Walorski comentó que “toda vida humana es preciosa y toda mujer y bebé merecen cuidado y respeto”.

“Este trágico caso muestra por qué quienes hacen abortos deben ceñirse a estrictos lineamientos y ser muy vigilados. Voy a proponer una legislación federal para asegurar que los restos de bebés abortados sean tratados con dignidad, incluyendo los casos de aborto químico”, agregó.

La plataforma provida Live Action, indicó que el caso recuerda lo que “los investigadores encontraron cuando allanaron el centro abortista del ahora encarcelado Kermit Gosnell, quien tenía restos de cuerpos de fetos envasados en el lugar”; algo similar a lo que hacía el también abortista Michael Roth.

“En otras palabras, Klopfer no es el único abortista con la inclinación enfermiza de coleccionar partes de sus víctimas. Este tipo de conducta es más parecida a la de los asesinos en serie que a la profesionales médicos”, lamentó.

Live Action también señaló que Klopfer es conocido por “no denunciar abortos por debajo de la edad permitida, no denunciar abusos, no mantener adecuados registros médicos y no tener adecuados estándares sanitarios y de seguridad en su práctica, y otras cosas más”.

A través de su cuenta de Twitter, la líder provida Abby Johnson, cuya historia de conversión tras dirigir una clínica abortista se narra en la película Unplanned, también se refirió al caso.

“Este médico abortista murió hace poco. Y miren lo que encontraron. El mal siempre esconde secretos y no hay nada más malo que el aborto”, escribió.

This abortion doctor died not long ago…and look what they found. Evil always hides secrets, and there is nothing more evil than abortion. t.co/IB4sTa79Im

— Abby Johnson (@AbbyJohnson) September 14, 2019

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.