Estados Unidos solo recibirá 45 mil refugiados en 2018: Obispos expresan su preocupación

WASHINGTON D.C., 01 Oct. 17 (ACI).-
Luego de que la administración de Donald Trump anunciara el miércoles que solo admitirá 45.000 refugiados en 2018, el menor número desde 1980, el Obispo de Austin y presidente del Comité sobre Migración de la Conferencia de Obispos Católicos de Estados Unidos (USCCB), Mons. Joe S. Vásquez, aseguró que tal medida lo mantiene “gravemente preocupado”.

“Estamos preocupados y profundamente decepcionados por el número de 45.000 propuesto por la Determinación Presidencial para el próximo año fiscal”, expresó.

“Al tiempo que los Obispos Católicos, las Caridades Católicas y las comunidades católicas de todo el país se unen para acoger a todos esos refugiados a las comunidades estadounidenses con alegría y con los brazos abiertos, estamos también gravemente preocupados por las decenas de miles de refugiados extremadamente vulnerables que quedan atrás debido a esta decisión”, indicó al Prelado en un comunicado emitido este 29 de septiembre por la USCCB.

Las cifras, que fueron enviadas el 27 de septiembre por el Departamento de Estado al Congreso, es la más baja desde la fundación del programa en 1980 y constituye el segundo año consecutivo que la nueva administración ha reducido la Admisión de Refugiados (DP).

Del total de refugiados para 2018, 19.000 procederán de África y 17.000 del Cercano Oriente y Asia del Sur.

Según la ONU, actualmente hay 65 millones de personas desplazadas y 22 millones de refugiados en todo el mundo.

En el comunicado, Mons. Vásquez afirmó que la decisión del gobierno “tiene consecuencias humanas muy serias: personas con rostros, nombres, hijos y familias están sufriendo y no pueden permanecer de manera segura o humana en los lugares donde están hasta que la guerra y la persecución en sus países de origen se resuelvan”.

“Entre estas personas hay mujeres y niños en riesgo, jóvenes asustados, ancianos, gente cuya vida está amenazada por su religión, etnia o raza, y refugiados que buscan la reunificación familiar con sus seres queridos en los Estados Unidos”, añadió el Obispo.

En ese sentido, explicó que cada refugiado que llega al país es admitido a través de un “extenso sistema de investigación”.

“Muchos de estos refugiados ya tienen familia en los Estados Unidos, y la mayoría comienza a trabajar inmediatamente para reconstruir su vida”, agregó.

A nombre de los Obispos de Estados Unidos, Mons. Vásquez instó a la Administración a “superar este periodo de agudizado escrutinio y escepticismo del programa de refugiados de los Estados Unidos, que sirve como un modelo internacional”, porque “este es un momento de oportunidad para restaurar el liderazgo histórico de los Estados Unidos como refugio para los que huyen de la persecución”.

“Instamos a la Administración a acoger y reasentar a cada uno de los refugiados que sean autorizados para el año fiscal 2018. Mirando hacia el futuro, instamos encarecidamente a la Administración a que el próximo año retome el nivel de reasentamiento de al menos 75.000 refugiados anualmente a los Estados Unidos. Podemos y debemos hacerlo mejor”, concluyó.

También te puede interesar: 

 

¡Ustedes son luchadores de esperanza!, dice el Papa a inmigrantes t.co/0zX9MYxFSr

— ACI Prensa (@aciprensa) 1 de octubre de 2017

 

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.