Siria: Delegación Vaticana visita Alepo por primera vez tras el fin de combates

ALEPO, 24 Ene. 17 (ACI).-
Por encargo del Papa Francisco, una delegación del Vaticano encabezada por el Secretario Delegado del Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral, Mons. Giampietro Dal Toso, visitó Alepo en Siria del 18 al 23 de enero.

En la delegación también estaban presentes el Cardenal Mario Zenari, Nuncio Apostólico en Siria, y el Consiliario de la Nunciatura, Mons. Thomas Habib. Se trata de la primera visita oficial realizada por representantes de la Santa Sede a Alepo tras el fin de las hostilidades.

Según ha informado el Vaticano por medio de un comunicado de prensa, la delegación ha podido reunirse con la comunidad cristiana y con sus pastores, que han expresado su gratitud al Papa por su constante preocupación por Siria.

Asimismo, la delegación ha realizado visitas a instituciones de caridad católicas y a algunos campos de refugiados. En concreto, se ha puesto en marcha un centro de asistencia humanitario a cargo de Cáritas de Alepo, en el distrito de Hanano.

En el transcurso de la visita se ha participado en un momento de oración ecuménico organizado con motivo de la Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos, y se han supervisado las condiciones de algunas estructuras hospitalarias católicas, a la luz de un futuro proyecto de reconstrucción.

Por otro lado, la delegación se ha reunido con representantes musulmanes. Durante esa reunión se ha subrayado la responsabilidad de la religión en la educación para la paz y la reconciliación.

En el transcurso de la visita, las autoridades civiles y religiosas han rendido homenaje a la delegación, y han manifestado su particular gratitud por el gesto del Santo Padre de elevar a la dignidad cardenalicia al representante pontificio en el país, reconociendo así la especial cercanía del Papa con la martirizada población siria.

En el encuentro con las organizaciones caritativas católicos se ha resaltado la importancia de la asistencia proporcionada en beneficio de toda la población siria. Con el respaldo de la Iglesia universal, y gracias a la generosa contribución de la comunidad internacional, dicha ayuda se podrá intensificar en el futuro para hacer frente a las crecientes necesidades de las personas.

Entre las urgencias inmediatas, deben subrayarse de forma especial aquellas relativas a las necesidades alimenticias, al vestuario, a la educación, a la asistencia sanitaria y a las viviendas.

El Papa Francisco ha expresado en numerosas ocasiones su preocupación por las devastadoras consecuencias de la guerra en Siria sobre la población civil.

El Pontífice se ha solidarizado con las víctimas, con los que han tenido que abandonar sus hogares y con las familias que han perdido a alguno de sus miembros.

También te puede interesar: 

Nuncio Apostólico en Siria realiza su primera visita a la ciudad liberada de Alepo t.co/lxfasxOo89

— ACI Prensa (@aciprensa) 21 de enero de 2017

 

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.