Religión católica permite entender sociedad en que vivimos, afirma Cardenal

ROMA, 08 Ene. 17 (ACI).-
El Arzobispo de Génova y Presidente de la Conferencia Episcopal Italiana (CEI), Cardenal Angelo Bagnasco, afirmó que la enseñanza de la religión católica es un elemento esencial para comprender el tiempo y la sociedad en que vivimos.

Así lo indicó el Purpurado en una carta publicada por la Arquidiócesis de Génova en ocasión de la Jornada de sensibilización para elegir la hora de religión, que se celebra este domingo 8 de enero.

“La enseñanza de la religión católica, también por su valor cultural, puede ser para todos un momento de clarificación y de equilibrio”, resaltó el Arzobispo.

“Los contenidos, la historia, la confrontación con las civilizaciones son una referencia necesaria para comprender el tiempo y la sociedad en que vivimos, un instrumento para el diálogo con todos”, explicó.

Por ello, el Cardenal Bagnasco alentó a los padres de familia a “elegir la hora de religión con convicción y confianza para que los valores universales, que ella muestra en sus contenidos y en sus razones, puedan convertirse en un estímulo para pensar y vivir”.

“La vida demuestra que el bienestar tiene su importancia, pero no nos hace verdaderamente felices: la facilidad, la cultura, las relaciones, el trabajo, generan a veces una insatisfacción que golpea también a las jóvenes generaciones”.

Además, escribe el Presidente de la CEI, “se habla con frecuencia de una cierta fragilidad que hace difícil resistir ante las dificultades de la vida, a las que nadie puede escapar”, y que es signo “de una pérdida interior”.

En este contexto, subrayó el Cardenal, “también el rico mundo de la escuela – con los conocimientos y las competencias que ofrece – pide un punto de síntesis, para que el joven no se convierta en una ‘enciclopedia’ sino en una persona madura”.

En declaraciones a Radio Vaticana, el P. Daniele Saottini, responsable del servicio de enseñanza de religión católica de la CEI, explicó que lo que pueden ofrecer es “una propuesta adecuada a las preguntas, las dificultades, también los desafíos que la sociedad de hoy nos propone ante los grandes temas como el terrorismo y la acogida” ante los cuales son necesarios “valores fuertes que permitan un encuentro y un diálogo”.

“Una de las cosas que en estos años algunos repiten mucho es que es una materia casi inútil”. Sin embargo, prosigue, “el objetivo es ayudar a los muchachos a vivir experiencias muy bellas desde el punto de vista de la escuela”.

También te puede interesar:

Papa Francisco explica cómo ser un buen maestro católico t.co/n1WIuJVSoo

— ACI Prensa (@aciprensa) 14 de marzo de 2015

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.